usuario

contraseña

 

| Olvidé mi contraseña

| Alta de nuevo usuario

 

sala de prensa

 

Cómo optimizar la gestión de la energía en las empresas de aguas

22/03/2013


La implantación de un modelo de ahorro puede reducir el consumo hasta en un 25% Una de las claves es conocer muy bien la eficacia de los procesos y las instalaciones.

La energía se ha convertido en un factor clave en la gestión del ciclo integral del agua. Un uso eficiente de este elemento puede permitir hasta un 25% de ahorro en su consumo, lo cual tiene beneficios evidentes para las cuentas de resultados de las empresas y también para la sostenibilidad medioambiental. Invertir en eficiencia energética es rentable desde cualquier punto de vista.

Esta fue la idea sobre la que giró ayer la jornada técnica Eficiencia energética en el ciclo integral del agua, organizada por Grupo Joly y patrocinada por Aquagest Andalucía. Jesús Maza, presidente de la Asociación de Abastecimiento de Agua y Saneamientos de Andalucía (ASA), recuerda que el energético es el segundo factor de gasto después del laboral en las empresas de aguas. Su buena gestión, por tanto, repercute de forma decisiva en el precio del metro cúbico de agua. Pero, ¿cómo llegar ella? La clave es la información, es decir, en palabras de Maza, "analizar los parámetros energéticos en todos los procesos internos". No es fácil, y sólo es posible, afirma, "desde una buena planificación, porque nos podemos abotargar con lo que estamos haciendo". La reforma local -que obliga a medir el coste de cada uno de los servicios y sus posibilidades de ahorro- será un estímulo, en opinión del presidente de ASA, para las empresas que emprendan o quieran profundizar en este camino. Y hay mucho margen. "Un informe de la Junta de Andalucía afirma que el 3% del ahorro energético total se ha producido en el agua, lo que quiere decir que hay mucho por andar", asegura.

Y muchas de las actuaciones no tienen por qué necesitar una inversión cuantiosa. La experiencia de Aqualogy, la empresa de integración de servicios y venta de tecnología a terceros de Aquagest, así lo demuestra. Juan Antonio Imbernón, responsable de Eficiencia Energética, asegura que la firma ha realizado más de 400 auditorías y 300 informes, y de ellos se deduce que el 28% del ahorro se puede obtener con actuaciones sobre la tarifa (con políticas para abaratar su coste) y el 17% con simples modificaciones operacionales. "El 45% de las acciones, pues, se pueden aplicar de forma inmediata, sin prácticamente inversión". Imbernón aconseja una gestión integral de la energía, que abarque la optimización de contratos a las ayudas, los procesos tecnológicos o la propia gestión de las energías renovables situadas en las plantas.

El autoconsumo es una forma de ahorro cada vez más extendida. Emasesa, la empresa metropolitana de aguas de Sevilla, logró en 2011 autoabastecerse en un 80%. Antonio Navarro, director técnico de Operaciones de Aguas de Huelva, afirma que levantar una planta fotovoltaica en una instalación de aguas ya es rentable. Y esto sucede por una ecuación muy sencilla: en este nivel el coste de esta energía renovable no ha parado de descender -sobre todo a partir del recorte a las primas-, mientras que el precio general de la energía ha subido. En la Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR) de Huelva se ha logrado reducir la factura global un 7% tras una inversión de 176.000 euros, y un retorno en la inversión únicamente de siete u ocho años. Navarro menciona también, como opción muy viable, las centrales minihidráulicas, con potencias inferiores a 10 MW. "Ahora que la energía es tan cara -afirma- tenemos que ir al detalle. Y hemos elaborado un inventario con 500 puntos donde se puede operar". En ocasiones basta con instalar una turbina de algo más de 6.000 euros o incluso una bomba que puede funcionar también como turbina. Antonio Milla, director general de Aquagest Andalucía, menciona por ejemplo que Emasagra, la empresa de aguas de Granada, ha optimizado toda su información sobre sus consumos energéticos y ha incrementado en un 15% la producción para autoconsumo procedente de las energías renovables. Esta sociedad, y también Aguas de Huelva, han conseguido que la valorización del biogás haya satisfecho, mediante la producción de biomasa, el 40% de las necesidades energéticas de las plantas. "Tenemos experiencia en eficiencia energética aplicable no sólo al ciclo integral del agua sino a cualquier materia", dice Milla. El máximo directivo en Andalucía de Aquagest apuesta por invertir en I+D en este campo, y eso se plasma en un centro de investigaciones del agua en el que colaboran, entre otras, la Universidad de Córdoba, con temas como la incorporación de las TIC, la gestión sostenible y los riesgos y conflictos hídricos.

El último en intervenir en la jornada de ayer fue Sergio Moreno, secretario general de Medio Ambiente y Agua de la Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente. El responsable autonómico llama a "compatibilizar la sostenibilidad económica de la gestión del agua con la ambiental". "No es razonable separar ambas cosas", afirma, y más teniendo en cuenta que el precio de la energía no ha dejado de subir en los últimos años. "La desalación es el 1% del consumo energético, la depuración otro 1% y el ciclo integral del agua el 3%. En total, un 5%, una cifra importante como para no darle valor", concluye.

http://www.diariodesevilla.es/article/economia/1485870/como/optimizar/la/gestion/la/energia/las/empresas/aguas.html

Fuente:

diariodesevilla.es

Enviar esta noticia a un amigo

« Volver al listado

 
ENERGYLAB, CENTRO TECNOLÓGICO DE EFICIENCIA Y SOSTENIBILIDAD ENERGÉTICA
Edificio CITEXVI, Local 1 R/ Fonte das Abelleiras, s/n
Campus Universitario de Vigo 36310 Vigo
Tel. 986 120 450